Razones para elegir un abogado con experiencia en lesiones de espalda y cuello

¿Necesita un abogado ahora mismo? Has venido al lugar correcto.
por Marco Fernández

Una lesión en la espalda y el cuello puede causar un dolor insoportable y ser extremadamente perjudicial para el bienestar físico y mental. Además, las lesiones de espalda y cuello pueden tener un efecto en cascada, causando dolor en todo el cuerpo y dificultando la movilidad a niveles extremos.

El cuello y la espalda son cruciales para proteger la médula espinal, el frágil conjunto de nervios que envía señales entre el cerebro y todas las demás áreas del cuerpo. Una lesión en la espalda y el cuello puede dañar la médula espinal y provocar condiciones que alteran la vida, incluido el dolor crónico e incluso la parálisis. Cuando se lesiona la espalda o el cuello, existe la posibilidad de que se dañen la columna vertebral y la médula espinal. Sin el tratamiento adecuado, una lesión en el cuello o la espalda puede causar dolor e incomodidad debilitantes a largo plazo.

Cuando se produce una lesión en el cuello o la espalda, es fundamental comprender que cualquier daño en la médula espinal puede ser devastador. Los efectos a largo plazo de una lesión en el cuello o la espalda pueden no ser evidentes, y es fundamental asegurarse de que se protejan los intereses de la persona lesionada. Elegir un abogado con experiencia en lesiones de espalda y cuello garantizará que el caso de la persona lesionada reciba la atención y la representación experta que merece.

Síntomas comunes

A menudo, una lesión en la espalda y el cuello es más que un dolor leve en la espalda y el cuello. Los nervios de la médula espinal afectan cada parte y función de su cuerpo. Por lo tanto, las lesiones de espalda o cuello que afectan la médula espinal a menudo afectan varias funciones corporales. A veces, una lesión grave en la espalda o el cuello no se cura por completo y deja a la víctima con una condición de dolor crónico.

Los síntomas comunes de lesiones en la espalda y el cuello incluyen:

  • Dolor crónico en la espalda o el cuello que empeora después de largos períodos de estar sentado, de pie, caminando, agachado o levantando objetos
  • Rigidez excesiva en la espalda y el cuello.
  • Disminución del rango de movimiento y movilidad.
  • Mareos y problemas de equilibrio
  • Un dolor pulsátil a través de los brazos, las piernas o las manos.
  • Dolor de cabeza
  • Dificultad para concentrarse o recordar cosas
  • Depresión, irritabilidad o fatiga.
  • Dificultad para dormir
  • Pérdida de la función intestinal o de la vejiga

Es vital tener una lesión de espalda y cuello correctamente diagnosticada y recibir el tratamiento correcto lo más rápido posible. Cuando una columna vertebral dañada no recibe el tratamiento adecuado, no se le da suficiente tiempo o no se cura adecuadamente, el dolor crónico de espalda y cuello puede empeorar y reducir significativamente la calidad de vida de una persona.

Los datos de la Academia Estadounidense de Cirujanos Ortopédicos muestran que el dolor de espalda y cuello son las condiciones físicas más comunes que afectan la capacidad de una persona para manejar las actividades diarias de la vida. El dolor de espalda es la principal causa de discapacidad en los Estados Unidos y la razón más común por la que las personas buscan atención médica.

Causas comunes de lesiones de espalda y cuello

Si bien las lesiones de espalda y cuello pueden ser causadas por varios factores, la mayoría involucra algún tipo de trauma significativo. Su columna soporta y soporta todo el peso de su cuerpo. Cuando se producen lesiones y traumatismos en la espalda y el cuello, la columna vertebral y la frágil médula espinal que protege a menudo se dañan.

Algunas de las lesiones y traumas más comunes que pueden afectar negativamente la columna vertebral y la médula espinal incluyen:

  • Accidentes relacionados con deportes o actividades recreativas, como caídas, colisiones o traumatismos por contacto
  • Un golpe fuerte en la parte superior de la cabeza, el cuello o la espalda
  • Una lesión penetrante en la espalda o el cuello.
  • Accidente automovilístico
  • Accidente de camión
  • Accidente de motocicleta
  • Un accidente en el lugar de trabajo, como una caída, una colisión, un resbalón o un traumatismo. 

En el caso de muchas lesiones relacionadas con vehículos, como un accidente de automóvil, camión o motocicleta, el latigazo cervical es una ocurrencia común que afecta tanto la espalda como el cuello. El latigazo cervical es el resultado de cualquier impacto repentino o parada que repentinamente hace que la cabeza y el cuello se sacudan hacia adelante y hacia atrás.

El latigazo cervical comúnmente afecta la espalda y el cuello y puede provocar complicaciones graves si no se deja curar correctamente. Los síntomas pueden incluir rigidez en la espalda y el cuello, dolores de cabeza, mareos y dolor en la parte inferior de la espalda y el cuello. En muchos casos, los síntomas del latigazo cervical no son inmediatos y es posible que no se noten después del accidente durante un día o más.

Dado que el cuello, la espalda y la columna vertebral son parte integral de casi todas las funciones del cuerpo y soportan el peso de todo el cuerpo, una lesión en la espalda y el cuello puede causar un dolor debilitante. El dolor de espalda y cuello puede aparecer y desaparecer o volverse notorio días o semanas después de que ocurre el daño. Por lo tanto, cuando ocurre una lesión en la espalda o el cuello, siempre es fundamental tomar precauciones adicionales y visitar a un médico u hospital lo antes posible después del accidente.

Ayuda de un abogado experimentado en lesiones de cuello

Muchas personas ignoran el dolor de espalda y cuello después de un accidente o lesión porque sienten que no es lo suficientemente grave como para recibir tratamiento. A menudo piensan que su dolor es solo un inconveniente menor que mejorará y eventualmente sanará. Desafortunadamente, las lesiones de espalda y cuello a menudo empeoran, a diferencia de algunas heridas o lesiones que se curan rápida y fácilmente con el tiempo. Si no se trata, el dolor de espalda y cuello puede provocar dolor crónico severo y movilidad.

Una persona que sufre una lesión en la espalda o el cuello puede tener derecho a una compensación por las facturas médicas y la pérdida de salarios. Desafortunadamente, lo que parece ser una lesión menor a menudo solo empeora con el tiempo. Un abogado experimentado en lesiones personales puede ayudar a garantizar que una persona lesionada esté protegida y reciba la compensación que merece.